sábado, 23 de mayo de 2015

Lo mejor de mi vida eres tú, porque llegaste tú y todo cambió.

Para Karen.
FELIZ CUMPLEAÑOS A LA PERSONA MÁS MARAVILLOSA DE ESTE UNIVERSO. Ahora sí, siguiendo con nuestra programación habitual, voy a hablar de la persona más maravillosa del universo. 
Hace algunos años (si digo la cantidad, después te enojás porque pierdo la cuenta) te conocí por casualidad. Porque estábamos las dos en el mismo lugar en el mismo momento. Porque las cosas se tenían que dar así y se dieron. Diría que no me acuerdo cómo empezó todo porque en realidad me acuerdo perfectamente. Fue a la noche. Una noche de vacaciones, porque era tarde. Yo era una nena que decía cosas que te daban risa y vos eras una chica simpática que me caía bien. Pero no nos conocíamos. Y empezamos a hablar porque sí. Porque así tenía que ser. Ahora sí, perdí un poco la noción del tiempo, pero sé que unos días después me dijiste "Mientes" y yo naturalmente te canté nuestra canción preferida ("Me haces daño y luego te arrepientes") y es obvio que desde ese momento no logramos tener conversaciones no cantadas. Y un día, de la nada, nos estábamos mandando chistes para hacernos reír. Porque sí. Porque decidimos que la risa sería nuestra terapia. Y era la mejor terapia que haya existido alguna vez. Y nos hacíamos reír porque era todo lo que quedaba. Después de días largos y aburridos, reír era la mejor salida. Y cuando me dí cuenta, te estaba contando toda mi vida y vos me contabas la tuya. Y esa parecía ser la mejor forma de vivir. 
Puede ser que cualquier persona que sepa de nuestra a mistad la vea como que somos "solo dos amigas más". Pero nuestra amistad es distinta. Porque estamos a miles de millones de kilómetros, tan en el mismo planeta pero en mundos tan distintos. Y aunque nunca pueda escuchar tu risa, sé que está ahí. Sé que te reímos y existimos al mismo tiempo. Sé que puedo contar con vos y que vos podé contar conmigo. Sé que aunque estemos tan lejos, estamos a solo un "Hey, bitccccch" de distancia. Es una amistad que dura a través de las redes sociales y la tecnología, que evoluciona con el mundo para no perderse entre un montón de datos en una computadora. Gracias por esta amistad tan distinta y tan especial. Gracias por existir y reír al mismo tiempo. 
Hoy es TU día. Me encanta tu cumpleaños. Porque sé que es un día en el que vas a estar feliz. En el que vas a recibir mensajes lindos y en el que la gente que tenés cerca te va a abrazar lo más fuerte que puedan (espero, si no, me pasás la lista de los que haya que golpear). A mí, desde este lugar lejano, no me queda más que desearte el mejor día que puedas tener. No espero que sea el mejor día de tu vida, ni el mejor del año, pero sí espero que sea increíble, que sea de esos días que nunca vas a querer borrar de tu memoria, que lo pases con gente que te quiere, que sonrías hasta que te duelan los cachetes, y que recibas todos los regalos que esperabas. 
Tengo un último deseo pero quiero que se aplique a toda tu vida. Quiero que seas feliz. Todo lo que esa palabra signifique para vos, quiero que pase. 
Te adoro hasta el infinito y más allá, pero ida y vuelta.

Me voy de fiesta si quieres ir, de Buenos Aires hasta México.

No hay comentarios:

Publicar un comentario